Conforme a la Directiva 93/43/CEE, los nuevos reglamentos otorgan mayores responsabilidades a los profesionales para mejorar la calidad de los productos alimenticios desde el proceso de transformación y fabricación hasta el del acondicionamiento y de la distribución.
Estas orientaciones están reflejadas en el método APPCC como vector de
mejora de las condiciones de higiene para la seguridad alimentaria.

La circulación y la renovación del aire en los ambientes laborales resultan ser fuentes de contaminación microbiana (bacterias, hongos,..)
Un mantenimiento eficaz permite una difusión óptima del frío, reduce al mínimo cualquier sobre consumo energético.



---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
> Página Principal <